top of page

Así ha sido el viaje del Papa Francisco a Sudán del Sur, el país Africano azotado por la guerra

  • En su primer día en Yuba, la cabeza de la iglesia se dirigió a los dirigentes del país para dar un mensaje de conciliación y paz

Agencias


El papa Francisco llegó hoy a Yuba y, en su primer discurso, urgió a los líderes de Sudán del Sur a que se dejen de acusaciones recíprocas y cumplan las promesas alcanzadas en el acuerdo de paz, en un país «que llora por la violencia, la pobreza y los desastres naturales que lo atormentan».


«Vengo como peregrino de reconciliación, con el sueño de acompañarlos en su camino de paz, un camino tortuoso, pero que ya no puede ser postergado», se presentó el papa a las autoridades del país en el jardín del palacio presidencial tras haberse reunido con el presidente sursudanés, Salva Kiir Mayardit, y el líder opositor y vicepresidente del Gobierno de unidad nacional, Riek Machar.


Francisco, que llegó procedente de la República democrática del Congo, está acompañado en esta visita por el líder de la Iglesia anglicana, el arzobispo de Canterbury, Justin Welby, y el moderador de la Iglesia de Escocia, Iain Greenshields, pues el país cuenta con una importante presencia de protestantes.


PIDE FRANCISCO UNA SOLUCIÓN PACIFICA A CONFLICTOS EN SUDÁN DEL SUR


«Nos hemos embarcado en esta peregrinación ecuménica de paz después de haber escuchado el grito de todo un pueblo que, con gran dignidad, llora por la violencia que sufre, por la constante inseguridad, por la pobreza que lo golpea y por los desastres naturales que lo atormentan», dijo el papa en un duro llamamiento.


Y lamentó que «son años de guerras y conflictos que parecen no tener fin -recientemente se han registrado violentos enfrentamientos- mientras que los procesos de reconciliación y las promesas de paz permanecen incumplidas», en referencia al acuerdo de 2018, firmado tras años de guerra que han dejado más de 400.000 muertos, pero que está costando implementar plenamente.


«Ustedes están llamados a regenerar la vida social, como fuentes límpidas de prosperidad y de paz, porque esto es lo que necesitan los hijos de Sudán del Sur: padres, no patrones; pasos decididos hacia el desarrollo, no continuas caídas», les recriminó el papa.


Y agregó: «Ha llegado la hora de decir basta, sin condiciones y sin peros. Basta ya de sangre derramada, basta de conflictos, basta de agresiones y acusaciones recíprocas sobre quién ha sido culpable, basta de dejar al pueblo sediento de paz. Basta de destrucción, es la hora de la construcción. Hay que dejar atrás el tiempo de la guerra y propiciar un tiempo de paz».


LA LUCHA CONTRA LA CORRUPCIÓN


También les indicó que es fundamental el desarrollo democrático, después de que se hayan aplazado la convocatoria de elecciones en varias ocasiones.


«Es hora de pasar de las palabras a los hechos. El proceso de paz y de reconciliación requieren un nuevo impulso. Que se entienda y se lleve adelante el acuerdo de paz, así como la hoja de ruta», reiteró Francisco, que en 2019 convocó a los líderes sursudaneses en el Vaticano para impulsar la reconciliación.


Francisco también instó a dar mayor espacio a las mujeres y «a que haya respeto hacia ellas, porque quien comete violencia contra una mujer, la comete contra Dios» y a que haya educación para los niños.


También pidió, en una nación donde más de 6 millones de personas viven gracias a la ayuda internacional, que se garantice la seguridad de los cooperantes, pues es uno de los países más peligrosos para ellos y de los 60 asesinados en el mundo en 2022, 16 murieron en Sudán del Sur.


(Con información de EFE)

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page